Se escapó en el final

Nacional, en un partido de locos, igualó 4-4 con Atlético Nacional de Colombia en la segunda fecha de la fase de grupos de la Copa Libertadores, dejando dos puntos por el camino de local en un duelo que llegó a ir ganando por 4-2.

El partido comenzó con los tricolores tratando de tomar la iniciativa, colocando una presión alta sobre la salida del rival y utilizando las subidas de Ocampo como carta de desequilibrio.

Con esa fórmula se dio la primera clara, con un centro del volante, que sacó a medias Quintana y Camilo Cándido de primera aprovechó para rematar y dejar vibrando el palo derecho.

Pero la defensa local no se mostraba firme, algo que dejó a la vista Andrade con una unipersonal que generó peligro y que terminó valiendo la apertura para los colombianos a los 9′.

Una pelota que peleó Duque terminó como un gran centro al área que encontró a Jarlan Barrera anticipando a todos y colocando un testarazo que venció a Centurión para el 1-0.

Un golpe que lejos de aminorar la intención ofensiva de los albos, la potenció y tres minutos después terminó consiguiendo el empate. Una jugada que se inició con un saque de banda para Leandro Fernández, terminó en un centro del argentino a Bergessio, que puso el cuerpo, giró y definió para concretar un golazo y el justificado 1-1.

El trámite era de ida y vuelta, con poco «peaje» en zona de volantes y chances claras para los dos. Felipe Carballo con una descolgada personal definió al gol pero Mosquera en la línea logró despejar, mientras que en la respuesta un centro de Andrade fue cabeceado por Duque pero Centurión desactivó las alarmas.

Los albos siempre tenían la iniciativa ante un adversario que apostaba a la velocidad de las contras para ofender, principalmente por las bandas y a espaldas de Ocampo y Cándido.

Las malas nuevas para los tricolores llegaron a los 41′ cuando en un córner a favor se dio un choque en el área entre Guzmán Corujo y Mosquera, que terminó caído, lo que generó la embestida de los colombianos ante el zaguero por entender que hubo una agresión.

Aragón, impulsado por esa confrontación, terminó expulsando sin sentido al tricolor cuando con una amarilla solucionaba el problema, algo que terminó dejando a los de Cappuccio con diez.

Y la adición de ese primer tiempo fue una locura, con un gol más para cada lado. El primero fue para los de Guimaraes, con una buena combinación de Candelo con Barrera, un centro rastrero que Centurión sacó con rebote y Andrade remató para el 2-1.

Nuevamente, cuando todo parecía cuesta arriba, llegó la igualdad a los 45’+4′. Un desborde de Cándido por izquierda con pase a Leandro Fernández, terminó en una unipersonal del argentino que ajustició a Quintana y puso el 2-2 con que se fueron al descanso.

Los segundo 45′ comenzaron con un cambio en Nacional, ya que el entrenador apostó al ingreso de Angelo Gabrielli por Emiliano Martínez para rearmar la línea final tras quedar con uno menos.

Y cuando en esos primero minutos los albos no la pasaban bien, llegó el gol que revirtió el juego. Una jugada que inició Ocampo por derecha, derivó a Cándido, figura, por izquierda y el carrilero puso un centro a la cabeza de Gonzalo Bergessio que no perdonó y colocó el 3-2 a los 50′.

Eso asentó al local, que comenzó a cerrar espacios y además encontró el cuarto gol una vez más por su delantero y capitán, Gonzalo Bergessio. Una jugada de Ocampo con caño incluído terminó en una falta que mandó al área Fernández y el nueve, fiel a su estilo, colocó un testarazo potente que venció las manos del golero y puso el 4-2 a los 64′.

Los dos entrenadores apostaron a cambios, entre ellos la discutible salida de Bergessio, influidos por el resultado, los tricolores para cerrarlo de cara al cierre y los colombianos en pos de conseguir descontar para tratar de pelear por rescatar una unidad.

Una jugada desafortunada a los 73′ le dio el descuento a la visita, con un centro que Renzo Orihuela cabeceó intentando despejar mientras salía Centurión y la pelota terminó inflando las redes para el 4-3 a los 73′ de acción.

Eso le dio otro empuje al verdolaga que salió con todo a apretar arriba y comenzó a acumular jugadas de ataque ante un adversario cansado y el premio fue el gol que dejó todo en tablas a cinco del final.

Un desborde por izquierda con centro atrás preciso para que Jarlan Barrera la mandara a guardar de primera y colocar el 4-4 de locos.

El pitazo final terminó sellando la igualdad que dejó a Nacional con una unidad en el grupo, mientras que los colombianos llegaron a cuatro en dos fechas. Pero lo más duro es dejar dos de local, lo que ahora obliga a obtener un triunfo de visita para poder pelear por la clasificación.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

futbol.uy
Título Original: «Libertadores: Nacional lo tuvo, pero terminó igualando 4-4 con Atlético Nacional en el GPC»