Ídolo homenajeado

Los tricolores le pusieron a una de sus canchas de entrenamiento el nombre de su último capitán campeón del mundo.

Ex dirigidos como Alejandro Lembo, Ruben Sosa, Alexander Medina y Alejandro Lembo, y otrora compañeros como Rodolfo Rodríguez (“un hermano de la vida”), Víctor Espárrago, Felipe Revelez, Juan Carlos Blanco, Wilmar Cabrera, Jorge Daniel Cardacio, Eduardo de la Peña y Jorge Seré, acompañaron a Hugo de León este martes en Los Céspedes, donde fue homenajeado. A su lado, los nietos orgullosos.

Una de las canchas del complejo deportivo en el que entrenan los tricolores fue bautizada con el nombre del capitán de 1988, último año en que los albos se coronaron campeones de América y del mundo. Aquella fue la segunda Libertadores del zaguero riverense con la blusa tricolor (la primera en 1980) y la tercera de su carrera, tras haberla conquistado con Gremio en 1983.

De León, que debutó en el Bolso el 30 de julio de 1977 y marcó seis goles en 151 partidos durante tres pasajes (1977-80, 88-89 y 92-93) recordó a sus primeros compañeros como factor clave de sus logros en Nacional, un club que significa demasiado para él. “Después de mi familia, Nacional es lo más importante”, reconoció.

“Recuerdo a los que me fueron a buscar y al plantel de 1977 con jugadores de gran experiencia. Me pusieron abajo del ala de lo que es Nacional y los que me enseñaron cómo defender a Nacional desde el primer momento en que llegué al club. Todos me ayudaron a crecer, a ser mejor jugador y a defender mejor a Nacional”, declaró.

“La vida hace que no nos veamos mucho tiempo. Nos vemos poco, pero lo que marcaron en mi época profesional ninguno de ellos lo imagina. Cada consejo ante una situación diferente, el aprendizaje con los empleados del club, el haber vivido en el Parque Central y el haber estado tantos años en Los Céspedes con tantos funcionarios que nos ayudaron fueron parte de esta placa”, expresó.

“Hoy está mi nombre ahí como están los de otros compañeros en otras canchas, pero nada sería posible si no hubiera tenido la inteligencia de aprender de mis compañeros cuando llegué a Nacional Representa a todos mis compañeros. Sin ellos no hubiera ganado nada. No hubiera sido capitán ni hubiera defendido al club. Estoy emocionado”, agregó.

“Defender la camiseta de Nacional no sólo representa llegar al título. Representa saber que se dio el máximo con ello. Lo aprendí con ellos”, añadió De León, quien además de ser una gloria e ídolo como jugador también se coronó campeón uruguayo tres veces como entrenador.

Además de la cancha ‘Hugo de León’, también están las denominadas Luis Suárez, José Emilio Santamaría, Víctor Espárrago, Luis Artime y Schubert Gambetta recordando viejas glorias de la institución.

 

 

futbol.uy
Título Original: “Nacional: Hugo de León se emocionó al ser homenajeado en Los Céspedes”

1 comentario en “Ídolo homenajeado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *