Condicionados

Fuimos al Franzini a tratar de cambiar la página y olvidar el partido de Bs As y la verdad que ni bien empezó el partido todo se empezó a complicar con la expulsión de Ocampo que agrede a Suárez después que éste le tirara una patada cuando estaba en el piso. Lo peor es que el Juez vio la agresión y lo sancionó con amarilla, después del teatro que hizo Acevedo y con la complicidad del línea y cuarto árbitro deciden expulsarlo.

Para mi gusto está bien expulsado, pero si no estaba el reclamo de Acevedo no lo expulsaban, además de que ninguno de los tres árbitros vio la agresión de Suárez primero.

Después de la expulsión Nacional trató de re ordenarse y en un principio lo pudo hacer, con el trabajo de Barcia que ayudaba a Espino a cerrar su sector y con las líneas juntas.

En ataque alguna ocasión se tuvo, la más clara la de Bergessio que estuvo a punto de convertir con un cabezazo, pero la pelota se le va por arriba del travesaño.

Defensor no lograba llegar con claridad pese al hombre de más que tenía y Nacional como podía trataba de llegar al arco rival pero sin mucho peso ofensivo ya que Bergessio quedaba muy solo arriba y Barcia estaba más abocado a lo que era la contención del sector zurdo.

Pasaban los minutos y de a poco Defensor empezó a ganar el mediocampo donde Oliva, Rodríguez y Zunino no se podían adueñar de la pelota.

A los 42′ viene el gol de Defensor, después de una desatención de la defensa que deja sólo a Correa y aparece por el segundo palo, le da el tiempo para bajarla y ponerla al medio, la pelota rebota y le queda nuevamente sin ningún jugador de Nacional cerca, le da el tiempo para levantar la cabeza y hacer el pase certero para Santos que viene por el medio sólo y pone el 1 a 0.

Desde el gol hasta el final del primero tiempo no hubo situaciones de gol, sin dudas que jugar con un jugador menos condicionó el trámite de juego, el esfuerzo que tuvo que hacer Nacional para poder cubrir los espacios al final del primer tiempo se empezó a sentir.

Nos fuimos al vestuario perdiendo 1 a 0 en un trámite que por pasajes no fuimos superados, pero por una desatención nos hicieron el gol.

Para el segundo tiempo eso que vimos al final del primer tiempo, se empezó a sentir cada vez más y Defensor se empezó a adueñar del partido, Zunino que salía a buscar un poco más arriba era superado con facilidad, a Oliva le hacían el dos uno y lo dejaban por el camino y Rodríguez trataba de llegar a cubrir las espaldas, pero siempre llegaba tarde.

Empezamos a perder también en defensa ya que tanto Cotugno como Espino estaban desbordados y no podían contener a los atacantes rivales, de a poco Angeleri y Erramuspe empezaron a quedar mano a mano con los rivales y a perder más de lo que ganaban.

A los 56′ en una jugada donde se la sacan a Oliva, en una arremetida de un jugador rival se enfrenta a los zagueros que intentan despejar, rebota la pelota y le queda a Navarro mano a mano con Mejía que salía desesperado y pone el 2 a 0, demasiada diferencia para revertir con 10 hombres y jugando como estaba jugando Nacional.

El segundo gol trajo nerviosismo y dudas en el equipo, a lo ya dicho que eran superados Oliva Rodríguez y Zunino se le sumó la imprecisión y la falta de respuesta, Defensor dominaba a placer, tocaba la pelota y Nacional no podía agarrarla.

Con la inclusión de Romero se trató de recuperar el medio, pero no tuvo el efecto deseado, ni la entrada de Viudez y de Fernández pudieron traer claridad ni peso en el ataque. Nacional se fue cansando y sintiendo cada vez más impotente, los minutos finales no cambió la tónica, Defensor controlando el partido y Nacional corría atrás de la pelota sin poder agarrarla.

Otra dura derrota en la semana, una semana donde se vio lo peor de Nacional de lo que va del año con jugadores que no jugaron en el nivel que lo venían haciendo.

Si bien la expulsión condicionó el trámite de juego en ningún momento se vio a Nacional superar al rival y los rendimientos individuales no estuvieron a la altura.

 

Mejía: Nada que hacer en los goles, en el primero estaba muy tapado y en el segundo el jugador de Defensor quedó sólo.

Cotugno: No repitió lo de partidos anteriores, perdió su sector y no pudo influir en el ataque, discreto partido

Angeleri: En el primer tiempo se lo vio firme, en el segundo tiempo tuvo muchos problemas con la velocidad de los rivales

Erramuspe: No estuvo en el nivel que venía teniendo y se lo vio hasta mal con la pelota en los pies. Hasta perdió en el juego aéreo, mal partido

Espino: Quizás de los del fondo el mejor, pero más por entrega, corrió un montón

Oliva: El peor partido de Oliva desde que está en primera, desordenado, impreciso hasta perdió en el cuerpo a cuerpo y tampoco tuvo el control orientado que tanto destacamos.

Rodriguez: Fue superado constantemente y no pudo influir con la pelota en los pies, mal partido

Zunino: Estuvo perdido en la cancha, siempre corrió a los rivales desde atrás, no está pudiendo encontrar su lugar en la cancha

Barcia: Muy generoso en su esfuerzo, pero no tuvo peso en el ataque.

Ocampo: Bien expulsado hay que rodearlo y ayudarlo a explotar todo su potencial

Bergessio: Muy sólo arriba, se las ingenió para poder controlar el balón las veces que pudo, luchó un montón y salió porque lo iban a expulsar

Romero: No pudo influir en el mediocampo

Viudez: Muy solo, lo marcaron bien y no pudo influir en el ataque

Fernández: Pocos minutos

 

Primera derrota en el campeonato, veníamos con puntaje perfecto ganando todos los partidos, pero esta derrota viene después de la derrota por la Sudamericana contra San Lorenzo, preocupa la manera que se pierde las dos veces, si bien fueron distintos trámites, el rendimiento de los jugadores y la falta de precisión hacen que se prenda una alarma que tenemos que revertir en los próximos encuentros.

 

Preocupación: El bajo rendimiento del medio campo Oliva, Rodríguez y Zunino

Imprescindible: Hablar con Ocampo, darle todo el apoyo y aconsejarlo.

Levantar el nivel futbolístico.

Extraño: La expulsión por el teatro de Acevedo.

Guillermo Canale
laabdon.com.uy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *