Clásico: Una sola duda

Compartir!

Si juega el “Pitu”, Nacional no modificaría el esquema táctico con el que viene jugando; si entra el volante, el tricolor pasaría a un 4-1-4-1 con Rafa García como tapón.

Seguramente Álvaro Gutiérrez ya tenga el equipo confirmado en su cabeza, pero para el afuera de Los Céspedes todavía continúan las dudas sobre la oncena que el técnico de Nacional colocará en el clásico de mañana por la última fecha de la Serie A del Torneo Intermedio y donde tanto los tricolores como Peñarol tienen chances de ganar su zona y así acceder a la final del certamen.

Si no pasa nada extraño, Sergio Rochet, Guillermo Cotugno, Guzmán Corujo, Felipe Carvalho, Matías Viña, Rafael García, Gabriel Neves, Matías Zunino, Gonzalo Castro y Gonzalo Bergessio van a jugar.

Es que se confirmó la lesión del panameño Luis Mejía que lo dejará un par de semanas al margen, y es un hecho que el centrodelantero cordobés jugará tras recuperarse de su molestia.

La interrogante es una: Pablo Barrientos o Felipe Carballo; es que la opción de un 4-4-2 con Thiago Vecino en la ofensiva junto a Bergessio parece haber perdido fuerza ya que no se entrenó esta variante durante la semana. Al joven delantero le jugó una mala pasada la lesión que sufrió en un entrenamiento previo al duelo con Juventud, porque luego de haber marcado el gol del empate contra River Plate (1-1) la idea que analizaba Gutiérrez era la de colocar al juvenil junto al argentino en una doble punta.

CON BARRIENTOS. Nacional jugaría con el tradicional esquema del “Guti”, con el enganche argentino atrás de Bergessio, tal cual lo hizo en Las Piedras el domingo pasado, cuando los tricolores vencieron a Juventud 2-0 gracias a los goles de Bergessio y Mathías Cardacio.

Barrientos debe levantar su nivel y ser un jugador más gravitante en el ataque de Nacional. Está claro que no está para jugar los 90 minutos, pero en los 60 o 70’ que juegue debe responder, porque calidad le sobra.

El lugar donde se mueva en la cancha será importante, porque le puede generar complicaciones a Peñarol si se para a las espaldas de los volantes centrales (Walter Gargano y Guzmán Pereira) y aprovecha el espacio que quede con los zagueros.

Barrientos cuenta con una buena pegada y es algo que tiene que aprovechar. Las sociedades que pueda llegar a conformar con Neves, Zunino, “Chory” Castro y hasta los laterales (Cotugno y Viña) serán clave para dañar a un Peñarol que ha mostrado cierta fragilidad en la marca de las bandas

CON CARBALLO. Nacional se posicionaría en un 4-1-4-1 con Rafa García como volante tapón, teniendo a Neves y Carballo atrás de Bergessio, con Zunino y Castro por los costados.

Es un esquema que aparenta como más defensivo que el anterior, aunque la buena noticia es que el cordobés tendrá a dos futbolistas de muy buen pie para abastecerlo de juego, porque tanto Neves como Carballo son futbolistas confiables en el manejo del balón.

Además, Rafa García es un jugador que responde en los clásicos; de hecho, en un partido discreto, fue de lo mejorcito contra Peñarol en el Torneo Apertura. El “5” jugaría como tapón, una posición en la que suele jugar bien, porque tiene la misión más enfocada en destruir el juego del equipo adversario.

 

 

 

Ovación
Título Original: “Barrientos vs. Carballo: la duda de Álvaro Gutiérrez a un día del clásico”